Estoy muy triste ¿Cómo aliviar mi tristeza profunda?

Spread the love
Cuando la tristeza inunda nuestro cuerpo también salpica a nuestra vida y a las personas que nos rodean, pero sin embargo a veces la tristeza es necesaria porque nuestro dolor interno se ha de expresar para que nos sintamos liberados.
En todo en la vida es necesario el equilibrio, y la tristeza no se escapa a esta norma tan necesaria porque el desahogo ha de tener un fin y ha de dar  paso a otras emociones como serian la alegría.

Cómo aliviar la tristeza y dolor cuando nos supera

La tristeza y el dolor es inevitable en nuestra vida, y por muy crudo que nos resulte enfrentarnos a los momentos más amargos, no nos queda otra que aceptar esa tristeza dejándola que se exprese en nuestro interior y respetando el tiempo que decida reposar en nosotros.
Aceptar la tristeza representa permitirnos llorar y dejar que nuestras penas sean comprendidas por nuestra propia luz interior.
Cuando más comprendamos que la tristeza tiene su cometido en nuestra vida, que quizás sea el de expresar nuestro dolor, más facilidad tendremos para dejar espacio para la alegría.
Haz clic aquí si quieres superar la tristeza con este libro «Buenos días, alegría» en Amazon porque este libro te descubre el secreto para que alivies tu tristeza y des espacio en tu interior para emociones más positivas como sería la alegría. Descubre que dentro de ti hay un mundo que puedes colorear con emociones más intensas y enriquecedoras.
Comenzaremos a sentir algo de paz y de alivio cuando seamos consientes de que comprendemos nuestra tristeza y abrazamos a ese niño interior que se siente herido.

Los sentimientos de tristeza también nos acercan a los demás

Si hay algo que nos acerca más a los demás es el ser capaces de ponernos en la piel de esos que están sufriendo porque la vida parece no haberles dado tregua.
Cuando hemos sufrido en nuestra piel la amargura que es enfrentarse a una vida que para nada es la vida de nuestros sueños, sabemos reconocer nuestro dolor en otros ojos sin poder evitar abrazarlos con nuestra comprensión.
La tristeza es muy dura, pero a la misma vez despierta el lado más humano de las personas, ese extraño lado que parece a veces desaparecido en esta sociedad tan fría.
La tristeza al final representa ser una maestra en nuestra vida que parece querer mostrarnos esa parte tan profunda en nuestro interior, esa parte que nos abraza y rescata cuando hemos caído en un pozo sin fondo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *