Emociones positivas

Como aceptar los errores del pasado y sentirte victorioso

Spread the love

Los errores son inevitables en nuestra vida, pero la idea negativa que tenemos sobre ellos hace que nos cueste superarlos.

La aceptación es la mejor medicina para superar nuestros errores, pero en realidad es muy difícil aceptar nuestros fracasos si no sabemos ver el lado positivo que tienen.

En este post te doy unos consejos para que puedas utilizar la aceptación para superar tus  errores a la misma vez que te sientes victorioso.

Todo pasa por algo que merece la pena

Nada en esta vida es casual ni siquiera nuestros errores, ya que nuestra vida tiene mucho más sentido de lo que parece y ese sentido está en todo lo que hacemos y nos rodea.

Si miras atrás a tu pasado podrás ver que gracias a algunos errores que cometiste aprendiste cosas nuevas o te hiciste más fuerte viviendo situaciones que merecieron la pena ser vividas.

Solo las situaciones difíciles y los errores sacan lo mejor de ti, si tu vida fuera fácil no serías tan sabio ni tan fuerte.

Así que puedes agradecer tus caídas porque gracias a ellas te has superado a ti mismo y conoces tus talentos y fortalezas.

No te rindas y hazte más fuerte

Después de los errores suelen venir los lamentos y los lamentos lo único que hacen es debilitarte y eliminar tus fuerzas para continuar.

Si después de un error tiendes tendencia en caer en la culpa y el lamento, proponte no rendirte y mejorar lo que sea que te ha hecho caer.

Aprende lo que sea para mejorar, entrénate en eso que no se te da bien y gasta toda esa energía en superarte a ti mismo en vez de desperdiciarla en el lamento.

Cuando enfocas tu energía en la superación, esa energía se agranda y te aleja de la desesperación del fracaso.

Ayuda a los demás a no cometer los mismos errores que tú cometiste

Una forma de darle sentido a tus errores es simplemente ayudar a otros a que no los cometan y eso en realidad al que ayuda mucho es a ti mismo.

Cuando expandes tu sabiduría gracias a tus errores es cuando puedes agradecer incluso que existieran porque ahora en el presente puedes hacer buen uso de ellos para ayudar a los demás.

No lamentes tus errores, solo sácales provecho para crecer o para ayudar a otras personas y verás que todo lo que no tenía sentido para ti tiene mucho más de lo que pensabas.

 

 

2 Comentarios

Dejar una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *