Cómo romper con la perfección para respirar libertad

Spread the love

Si hay algo que de verdad mata a la felicidad es la perfección o el deseo obsesivo de lograr que todo esté en su sitio.

Pero la vida es indomable  y lo único que esta bajo nuestro control es mejorar como personas porque el destino nos sacudirá caprichosamente sí  que podamos hacer nada.

En este post te doy unos consejos para que te liberes de la obsesión de controlar tu vida y así puedas comenzar a respirar un poco de felicidad.

Comienza a ver la belleza en la imperfección de los momentos de la vida

Siempre que nos sentimos infelices acostumbramos a decir que las cosas no salieron como estaban planeadas.

Pero lo cierto es que una persona es feliz cuando es capaz de ver la chispa de la vida hasta en los peores tropiezos y cuando es capaz de sonreír después del peor día de la semana.

Si la vida te pone mala cara, ponle tu mejor cara, si la caída te ha dolido, ríete de lo cómica que ha sido, porque la vida jamás será como quieres, pero tu actitud sí que la creas tú.

Enamórate de todas las sorpresas

A todos nos gustan las sorpresas positivas, pero lo cierto es que nos llevamos más sorpresas desagradables que agradables.

Pero solo tienes que recordar todas esas sorpresas que te hicieron despertar y aprender, esas sorpresas que fueron desagradables, pero que te dieron una gran lección de  vida.

Cuando comiences a amar las sorpresas, comenzaras a ver retos y no problemas, comenzaras a conectar con la vida y a sentirte más vivo que nunca.

Rompe la rutina de vez en cuando

La rutina nos hace seres inflexibles, personas sin creatividad y que parecen dormidas sin ningún destino.

El mejor ejercicio para despertar tu creatividad y pasión es romper la rutina que te tiene esclavizado.

Comienza a cambiar de caminos, a hablar con alguien distinto o atreverte a hacer algo nuevo y volverás a conectar con tu incansable niño interior.

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *